Llamada, seguimiento evangélico y reconciliación.

Monasterio San Pedro de Cardeña

Monasterio San Pedro de Cardeña

V DOMINGO DEL TIEMPO ORDINARIO
(Is 6, 1-2a. 3-8; Sal137; 1 Co 15, 1-11; Lc 5, 1-11)

LECTURA
-«Mira; esto ha tocado tus labios, ha desaparecido tu culpa, está perdonado tu pecado.»
Entonces, escuché la voz del Señor, que decía: -«¿A quién mandaré? ¿Quién irá por mí?»
Contesté: -«Aquí estoy, mándame.» (Isaías)

… y llenaron las dos barcas, que casi se hundían. Al ver esto, Simón Pedro se arrojó a los pies de Jesús diciendo: -«Apártate de mí, Señor, que soy un pecador.»
-«No temas; desde ahora serás pescador de hombres.» (Lucas)

COMENTARIO

Tanto el profeta como el discípulo toman conciencia de su debilidad y hasta de su pecado; ambas se les presentan como obstáculo para acercarse al Señor o para aceptar la misión a la que los llama.

En ambos casos, se demuestra que para Dios no es óbice la debilidad humana, si Él pone sus ojos en una persona y la llama. Por el contrario, hacer resistencia con el argumento de la propia incapacidad, es más bien una excusa de la naturaleza.

Desde la fe y con conciencia humilde, lo que pertenece cuando Dios llama es responder como hace el profeta: “Aquí estoy, mándame”. No hay realidad que sea más que Dios. Lo importante para no errar en un espejismo subjetivo, es discernir si es Él quien manifiesta su voluntad.

Como mejor argumento que avala nuestra consideración, se nos ofrece, además, la narración de la vida de San Pablo: “Después, a todos los apóstoles; por último, se me apareció también a mí. Porque yo soy el menor de los apóstoles y no soy digno de llamarme apóstol, porque he perseguido a la Iglesia de Dios. Pero por la gracia de Dios soy lo que soy, y su gracia no se ha frustrado en mí”.

Me impresiona una de las frases que se pueden leer en los discursos del Papa Benedicto en su viaje a Alemania en 2011. “A Cristo no le importan tus caídas, le importan tus levantadas”.

PUNTOS DE REFLEXIÓN

¿Estás reconciliado?

¿Das fe a la Palabra que resuena en tu interior como llamada, y la obedeces?

¿Confías en el perdón de Dios, en su gracia?

¿O te aferras a tus pecados para huir del seguimiento evangélico?

 por Angel Moreno de Buenafuente del Sistal

Esta entrada fue publicada en Aportes de los miembros, Celebraciones litúrgicas, Meditacion de la Palabra. Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a Llamada, seguimiento evangélico y reconciliación.

  1. Segura, Miguel Angel dijo:

    Hermosa decisión de Isaías,
    Y que maravilla esa pesca milagrosa.
    Milagrosa, sí; porque Pedro se postra ante el Señor.Hermoso pasaje del Evangelio.

    Me gusta

  2. rosa leiva dijo:

    Buena noche les de Dios……..
    Invoco El Santo Nombre de JesuCristo suplicando derrame su Gracia Divina sobre todos, pero especialmente sobre los que nos comunicamos por este medio, que la fuerza de las palabras del evangelio citadas rompan con las cadenas que nos atan, y nos den la libertad y discernimiento para cumplir con la voluntad de Dios. Porque si estamos aquí no es casualidad, recuerden a Jonas que se fue por el lado contrario de donde Dios lo mandaba por eso sufrio, pero por la micericordiosa Gracia de Dios termino haciendo lo que Dios le mando.
    Los profetas, los apostoles tenian algo en comun, conocian la palabra de Dios y de conocer a Jesús compartieron con EL, que tenemos nosotros, nos dejo una erencia maravillosa, nos hiso sus hermanos nos dio un Padre celestial y eterno, nos dejo un abogado maravilloso El Espiritu Santo, su eterno e infinito Amor que nos levanta cuando caemos y no nos suelta cuando nos estamos undiendo, y lo más importante El se quedo con nosotros no de lejos ni de serca o a un lado se quedo en la EUCARISTIA para estar DENTRO de nosotros y hacer grande las cosas pequeñitas que nosotros agamos en su Santo Nombre pero tenemos que conocerlo y eso solo lo logramos leyendo su palabra y diciendole JesuCristo hijo de Dios ten compacíon de mi pecador que eso es lo que soy, pero se que me ama y de eso me agarro, gracias por permitirme compartir…….. No soy lo que Dios quiere que sea, No soy lo que quisiera ser, No soy lo que algunos pienzan …………pero gracias a la micericordia de DIOS no soy lo que era……………….no los conozco pero conozco sus comentarios y todos buscamos a Dios y eso nos une de alguna manera y pudo decir los quiero mucho…………………

    Me gusta

  3. Lidia Mercedes Valenzuela dijo:

    Aferrarse a los pecados para huir del seguimiento evangélico es una gran tentación para los que tememos abandonar todo y dar el gran paso de seguir a Cristo. Por otra parte, ¿cómo saber si realmente es Él quien nos está llamando o no es más que una simple fantasía? Creerse llamado también puede no ser más que orgullo y vanagloria

    Me gusta

    • rosa leiva dijo:

      Buena noche les de Dios………
      Perdon ¿aferarse al pecado? quiere decir cuando me gusta o ase feliz ese pecado que no lo quiero dejar, o porque me considero pecadora que no merezco nada, creo que en cualquera de los casos solo la micericordia de Dios que nos da su gracia divina para poder dejarlo, si se lo entregamos a El pues uno con sus propios medios no puede, pero como minimo tiene que quere apartarse de lo que ofende a Dios, todos en el fondo lo savemos, Dios lo dejo grabado en nosotros que queramos ignorarlo depende de nosotros, El dise no seremos tentados mas de lo que podamos en tonses pensemos todo pasa sea lo que sea, Dios es eterno…
      Muchas veces las vemos la situacion orrible (negras) pero es el resultado de lo que escogimos, Dios nunca castiga, si nos atravesamos la calle cuando el semaforo esta en rojo, que nos atropeyen no es que el semaforo nos castigo, nos advirtio hicimos lo que quisimos tenemos que aguantar lo que biene.
      Pienso todos todos somos llamados y escojidos para algo, solo que en diferente grado espiritual, que lindo ser una sta. Teresa o Sn Agustin, eso Dios lo va formando, cuando leemos la vida de los Santos cada uno tiene su carisma, y no vamos a decir si no soy como el o ella ya no juego, pero si son ejemplos, de hacerlo todo en el Santo Nombre de Jesus, empezando por cositas pequeñas, saludar con amor, barrer, compartir un pan, etc….
      Y el que se cree escojido en especial por orgullo, sovervia o lo que sea bueno que haga tambien las super cosas que estan al nivel de lo que se cree, que si lo hacen en el Santo Nombre de Jesucristo ya es un principio que es mejor, a que piensen soy pecadora o pecador no sirbo para nada, no hago nada. Dios es amor es misericordia y tengamos fe de que las cosas son en el tiempo del Señor no en el nuestro ………….

      Me gusta

  4. Hno Horacio de Jesús Crucificado FMV dijo:

    Seguir a Cristo significa aceptar la Palabra de Dios en su totalidad. Ello implica entrega, desprendimiento, desarraigo, y compromiso continuos. ¡Cuantas veces he desatendido el llamado que Dios me hacía para entregármele totalmente en cuerpo y alma! Señor, ilumina mi vida y lléname de confianza en el amor que me tienes. Solo así podré seguirte Señor. Señor, permanece conmigo hoy y siempre. No me abandones jamás. Señor, no me desampares nunca. Camina conmigo a mi lado y no me abandones jamás. Señor, necesito creer en Ti, en tu Palabra.

    Me gusta

  5. uno-mas dijo:

    LA RECONCILIACIÓN ES PRACTICAMENTE PERMANENTE
    ACEPTO LA PALABRA Y LA SIGO, A VECES NO SE SI ES DE DIOS O DE SATANAS
    NECESITO DE LA GRACIA Y DEL PERDON
    ¡¡NO!!, TENGO QUE SEGUIR EL EVANGELIO SINO NO SABRIA POR DONDE IR
    EN FIN QUE SOY UNA MIERDECILLA; PERO SOY HIJO DE DIOS

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s